¿Cómo reducir los puntos negros?

Renueva tu rutina facial y reduce la aparición de los puntos negros

¿Sueñas con una piel sin puntos negros? Pues para eso hemos preparado unas tips y trucos súper sencillos para ayudarte a prevenir su aparición, reducir la apariencia de los puntos negros y ayudarte a purificar la piel y así prevenir imperfecciones. Es hora de poner punto y final a los puntos negros. Sácale el máximo partido a nuestros productos favoritos para mantener la piel limpia, revitalizar la piel y para ayudarte a conseguir una piel sin imperfecciones.

¿Qué son los puntos negros?

Para poder acabar con ellos, lo primero que tienes que saber es qué son los puntos negros y por qué aparecen. Los puntos negros aparecen cuando se taponan los poros. Los poros son cavidades foliculares que segregan sebo para mantener la piel suave e hidratada. Una producción excesiva de sebo puede obstruir los poros, atrapando bacterias y células muertas. Los puntos negros aparecen cuando el poro está abierto en la superficie de la piel y se acumulan impurezas.

¿Cómo eliminar los puntos negros?

Hay varios productos y trucos que te ayudarán a eliminar los puntos negros, por ejemplo, tiras limpiadoras para puntos negros o mascarillas faciales con carbón como nuestra Mascarilla Purificante de Carbón del Himalaya. (Descubre los beneficios del carbón vegetal en la piel). En tu neceser de esenciales, te recomendamos tener siempre un quitaespinillas. Este accesorio es súper útil para eliminar los puntos negros. Solo tienes que colocar uno de los extremos alrededor del poro y presionar suavemente para sacar la suciedad y limpiar el poro.

¿Cómo prevenir la aparición de puntos negros?

Para ayudar a prevenir que aparezcan puntos negros lo más importante es mantener la piel limpia, fresca y sana. Limpiar los poros es especialmente importante para que no se taponen por el exceso de sebo o células muertas. Esto es lo que tienes que hacer:

1. Abre los poros
Una ducha caliente es ideal para empezar con tu rutina de prevención ya que el vapor ayuda a abrir los poros y hace que los productos limpiadores sean más efectivos. Así puedes abrir los poros obstruidos y eliminar las impurezas antes de que aparezcan los puntos negro.

2. Limpia y exfolia
Al limpiar los poros, es importantes no eliminar las grasas naturales de la piel. Nuestro Limpiador Facial Purificante Árbol de Té contiene aceite de árbol de té y es ideal para limpiar las pieles con imperfecciones. Su espuma refrescante elimina las impurezas y el exceso de sebo dejando la piel purificada y con una sensación de frescura. Úsalo todos los días y notarás la piel con menos brillos e imperfecciones.
Aplícalo con un cepillo facial para eliminar las células muertas de la piel más fácilmente realizando un masaje con movimientos circulares para estimular la microcirculación y crear más espuma.

Controla el exceso de sebo con arcilla

Usa una mascarilla de arcilla para absorber el exceso de sebo y combatir los puntos negros de raíz. Nuestra Mascarilla de Arcilla Purificante de Árbol de Té refresca la piel sin resecarla en exceso. Además, absorbe el exceso de grasa ayudando a eliminar impurezas para ayudarte a mantener una piel sin puntos negros ni imperfecciones.

HAZ PEQUEÑOS CAMBIOS EN TU RUTINA

CONSEJO 1

Nos pasa a todas, estás cansada, es tarde y deberías irte a la cama, pero decides ver un capítulo más de esa serie a la que estás enganchada, así que acabas desmaquillándote en menos de 5 minutos y sin ganas (si es que te desmaquillas). Pero no te olvides de que los restos de maquillaje dejan impurezas en la piel que pueden acabar taponando los poros.

CONSEJO 2

Renueva tu rutina desmaquillante con nuestro Tónico Matificante Purificante Árbol de Té que elimina restos de maquillaje e impurezas. Los polvos matificantes de este tónico se activan al agitar el producto y ayudan a reducir los brillos y hacer que los poros parezcan más cerrados

CONSEJO 3

Incluye también en tu rutina una hidratante diaria ligera no grasa que no tampone los poros. Top tip: prueba nuestra Crema de Día de Vitamina E, una loción ligera y cremosa que hidrata la piel y te ayuda a protegerla de los rayos UVA y UVB dañinos.

CONSEJO 4

Por último, pero no menos importante, utiliza siempre una crema o loción protectora con spf, como nuestro Skin Defence SPF 50++++, podrás utilizarlo después de tu hidratante diaria. Una loción ligera que protegerá a tu piel de los efectos del sol y las agresiones externas.

ESTE ES EL MOMENTO DE OLVIDARTE DE LOS PUNTOS NEGROS PARA SIEMPRE